18.1.13

Cortar o no la tarta

Ahora hay mucha gente que dice que ya no se lleva lo de cortar la tarta. Yo os aconsejo que nos os dejéis llevar por modas. Es vuestra boda y tenéis que disfrutarla y cumplir todos los sueños que hayáis tenido sobre ese día. Yo creo que es un momento muy bonito y nosotros cortamos una tarta de tres pisos que luego fue la misma que se sirvió a los invitados, además del postre. Lo que no me gusta mucho son las tartas artificiales para simular el corte: o cortas la tarta o no la cortas. De hecho una de las cosas que más me gustó cuando nos informamos de las condiciones de la boda en el hotel fue que los menús incluyeran la tarta nupcial de verdad, y no una artificial. Pero, como os digo, es cuestión de gustos.

Además, ahora hay unas tartas de pisos preciosas, que podéis encargar, como esta que he visto en el blog Sweetbedelight y que me ha encantado:

 

Aunque a mí ahora me chiflan las “Naked Cakes”, que traducido al castellano significa “tartas desnudas”, que son tartas sin fondant. La verdad es que el fondant no le gusta a todo el mundo porque es demasiado dulce y las naked cakes me parecen una alternativa fantástica que puede quedar muy bonita, porque también se pueden decorar con otros elementos como letras, flores, frutas, etc… Aquí tenéis una imagen tomada de Pinterest como ejemplo:



Nuestra tarta fue mucho más clásica, pero estaba buenísima. Se trata de una tarta San Marcos que inlcuía el menú de boda en el Hotel Westin Palace. Nos dieron a probar tres tipos de tartas para que eligieramos la nuestra: San Marcos, Selva Negra y Hojaldre; y escogimos la San Marcos porque, además de estar riquísima, es la preferida de mi marido. Os dejo una imagen nuestra cortando la tarta mientras sonaba la canción "Somebody to love" de Queen.


¿Cómo será vuestra tarta? ¿La cortaréis o no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario